Consumir cocaína y alcohol: una bomba para tu organismo

Consumo cocaína y alcohol - Tratamiento adicciones Madrid - Atiempo Adicciones

¿Qué pasa si consumo cocaína y alcohol a la vez?

Tal vez te hayas hecho esta pregunta alguna vez. Tanto el consumo de cocaína como el de alcohol son perjudiciales por separado para nuestro organismo. Además de sus efectos directos sobre nuestro cuerpo, generan dependencia física, psicológica, o ambas.

Pero es que cuando se combina el consumo de cocaína y alcohol, sus efectos adversos no se suman, se multiplican.

Consumo cocaína y alcohol: una bomba para tu organismo

Las drogas pueden clasificarse de formas diversas: según su origen, sus efectos en nuestro cuerpo, su regulación a nivel legal, etc.  Sin embargo, lo que las define es que todas son sustancias psicoactivas. Esto es, provocan placer inmediato haciendo más difícil el cese de su uso, y a la vez generan una dependencia física, psicológica o ambas, que provoca que se siga consumiendo aunque dicho placer ya no sea tan intenso. De hecho, llegado un punto, la persona busca en drogarse dejar de pasarlo mal y terminar con el síndrome de abstinencia, en lugar de obtener placer.

Esto es lo que comúnmente llamamos “adicción” y lo que lleva a la gente a pedir ayuda para tratar estos problemas que están detrás del consumo de drogas. Si identificas que esto te está ocurriendo a ti o a alguien cercano, es importante que pidas ayuda. Ponte en contacto con un equipo de profesionales que lo valoren y puedan ayudarte a ti o a tu ser querido a conseguir la desintoxicación deseada para poder mantenerte abstinente a largo plazo y disfrutar de una vida saludable.

¿Por qué la cocaína y el alcohol suelen ir de la mano?

En ocasiones, la cocaína y el alcohol se consumen de forma conjunta. De hecho, está muy extendido el pensamiento de que “la cocaína anula los efectos del alcohol” y otra serie de mitos que hacen que perpetuemos dichos consumos a la vez.  Además, en ciertos ambientes su consumo puede ir ligado, siendo más difícil decir que no a una de ellas.  Si estoy consumiendo alcohol con mis amigos y uno de ellos toma cocaína y me ofrece, me será más difícil rechazarlo. Lo mismo ocurre al revés.

Efectos de mezclar la cocaína y el alcohol

Sin embargo, las consecuencias de mezclar estas drogas pueden ser devastadoras para tu organismo. Si ya de por sí, ambas son perjudiciales por separado, cabe destacar que el alcohol es un depresor del Sistema Nervioso Central. Esto quiere decir que trabajan bloqueando la actividad cerebral y disminuyendo su funcionamiento, reduciendo la presión arterial, por ejemplo. Por el contrario, la cocaína es una sustancia estimulante que, como su propio nombre indica, acelera la actividad del organismo, por lo que aumenta dicha presión arterial. Así, ambas drogas actúan peligrosamente de manera contraria en nuestro cuerpo, siendo más probable que aparezca sintomatología cardíaca grave.

Además, cuando se consume cocaína y alcohol se multiplica el consumo de ambas, puesto que el alcohol genera más dependencia física que psicológica, y con la cocaína ocurre lo contrario, por lo que ambas se retroalimentan.

 

¿Qué puedo hacer para solucionar mi problema con el alcohol y la cocaína?

El primer paso es tener claro que necesito dejar de consumir drogas para volver a disfrutar de una vida plena. El segundo paso es pedir ayuda. Llevar una vida abstinente es posible y para eso es importante ser consciente de que tengo un problema con el alcohol y a la cocaína y quiero solucionarlo. En Atiempo Adicciones podemos ayudarte a hacerlo, llámanos 914 009 559.

Creado en: 17 abril, 2018, por : ATIEMPO Adicciones

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!
Llámanos
Ubicación